martes, 7 de junio de 2011

Contrapesos

por Mauricio Vallejo Márquez
Los contrapesos son necesarios. Si todos asintiéramos a las propuestas o decisiones de otros es seguro que nuestro mundo fuera polvo. No todos tenemos la razón, no todos podemos estar siempre en lo correcto. Pero en lo que no falla una democracia es en darnos la facultad de decidir. Aunque si existiera una democracia ilustrada las decisiones serían aún mejores y adhoc.
Gracias a que existen contrapesos es posible enmendar errores o minorizarlos. Nuestra sala de lo Constitucional tiene la misión de conocer la Constitución de la República y de velar por ella y es lo que se espera que siempre haga. Tras el decreto 743 que modifica los artículos 12 y 14 de nuestra Ley Orgánica Judicial ellos se han podido pronunciar.
Los tres órganos del Estado están para que exista contrapeso y para que no se den indicios de una dictadura o una tiranía. La misión de una república es que el Estado pueda mantenerse en la superficie del mar y no se hunda.

No hay comentarios: